Coronavirus: China corrigió la cifra de muertos en Wuhan y crecieron las críticas internacionales

LAS NOTICIAS 17 de abril de 2020 Por GABRIEL BOTTARO
Las autoridades chinas aseguran que corresponden a la explosión inicial de la epidemia, la capacidad de admisión en las instituciones sanitarias y a que el personal médico estaba preocupado por salvar a los pacientes.
coronavirus-china-768x432

China aumentó hoy en un 50 por ciento su cifra oficial de muertes por el coronavirus en la ciudad de Wuhan, a la que se le atribuye el origen de la pandemia, en medio de críticas sobre los criterios de conteo, mientras un estudio de la Universidad de Cambridge alerta que el brote pudo haberse originado antes, en septiembre de 2019, y no en esa ciudad, sino más al sur del país.

El centro municipal de control y prevención de la pandemia añadió 1.290 víctimas mortales a las 2.579 que se habían anunciado en esa ciudad hasta el momento, con lo que el total asciende a 3.869; mientras los contagios, con una corrección de 325 casos, llegan a 50.333.

Con más de dos millones de infectados y casi 150 mil muertes en el mundo por la pandemia, China se encuentra bajo una presión creciente por parte de las potencias occidentales, con Washington a la cabeza, que ha planteado sucesivas dudas sobre la transparencia del país asiático en relación al tema.

Ayer, funcionarios del gobierno de Estados Unidos alimentaron la teoría de que el virus se escapó por accidente de un laboratorio de la ciudad de Wuhan. Mientras que el canciller británico, Dominic Raab, dijo que es necesario “hacer las preguntas difíciles sobre cómo surgió y cómo no pudo haberse detenido antes“ la enfermedad.

Por su parte, el presidente francés, Emmanuel Macron, calificó como “ingenuo” pensar que China había manejado bien la pandemia. “Claramente, han sucedido cosas que no sabemos“, dijo el mandatario galo.

Ante estas críticas, el portavoz de la cancillería china, Zhao Lijianel, aseguró que “debido al trabajo duro de los médicos, existen razones objetivas que provocaron la demora y omisiones de registro, pero en ningún caso se trata de que se ocultaran los datos, no lo permitiremos”, al mismo tiempo que reiteró que el Gobierno chino “mantiene una posición transparente y brinda información a tiempo a todos los países“.

El funcionario enumeró entre las causas del error el creciente número de casos en la etapa inicial de la epidemia, la capacidad de admisión en las instituciones sanitarias, que el personal médico estaba preocupado por salvar a los pacientes, lo que resultó en informes tardíos, perdidos y erróneos.

Paralelamente, un estudio de un equipo de científicos de la Universidad de Cambridge, alertó que el primer brote de coronavirus podría haberse originado en septiembre y no en la ciudad de Wuhan, sino más al sur de China.

Tras analizar una gran cantidad de cepas de todo el mundo, el equipo de investigadores concluye que el brote inicial pudo haber surgido entre el 13 de septiembre y el 7 de diciembre de 2019 para luego mutar a una forma dañina para los humanos.

Agencia Télam

Te puede interesar